Guinguinbali

Archivos Febrero 2010

Febrero 26, 2010

Bajo las ramas del Baobab

baobab sunset

Image by campru via Flickr

Hace unos ocho meses, Txema, Nayra y Laura, tres jóvenes periodistas canarios, me llamaron para quedar conmigo. Me dijeron que querían contarme algo, que tenían un proyecto entre manos relacionado con África que quizás me pudiera interesar. Les dije que sí. Recuerdo que nos vimos en una terraza del barrio de Guanarteme y que estuvimos hablando durante horas.

Aquel proyecto era entonces una pequeña semilla, una fantástica idea cargada de buenas intenciones, arriesgada y temeraria, eso sí, pero con un enorme potencial. Volví a decirles que sí, que contaran conmigo. No sabía entonces en el lío en que me estaba metiendo.

La semilla, que ya estaba plantada, fue creciendo. Le dimos mil vueltas, le cambiamos el nombre, la regamos con cien reuniones, un día en tu casa y otro en la mía, la pusimos en tierra fértil, le echamos abono y durante todo este tiempo ha pasado de tierno brote a planta joven.

Y ya estamos aquí. Guinguinbali, que así se llama la criatura, ya es todo un arbolito. Gracias a todo el tiempo y el cariño que le hemos ido dando se ha hecho fuerte y consistente, le han crecido ramitas en Bruselas, La Haya, Marruecos, Mauritania y Senegal. Y hay otras ramas que ya están empezando a salir. Ya tiene forma definida. Y colores. Se ha convertido en un precioso baobab.

A partir de ahora, el blog Los Invisibles, que estaba a la intemperie en Internet, se muda al baobab. Es un buen lugar para vivir. Bajo sus ramas habrá sombra y frutos para alimentarse. En esta nueva casa, Los Invisibles se harán un poquito más visibles. Y de eso se trata. De verlos y de que nos vean, de hablar, de escucharnos, de entendernos más allá de los idiomas y de las fronteras. A un lado y al otro del mar. Seguir contando historias que le puedan interesar a la gente. Crear espacios para la conversación y el intercambio. Caminar juntos.

Por eso, Los Invisibles se refugian aquí. En lugar seguro, bajo las ramas de este baobab.

Reblog this post [with Zemanta]
| Comentarios (3)
fotografía del autor del blogJosé Naranjo
Cuando los jóvenes africanos van a emigrar hacia Europa, se hacen con un amuleto para ser invisibles y poder así cruzar las fronteras y el mar sin ser vistos. Este blog intenta romper ese conjuro, hacer visibles a quienes mueren en el intento de llegar a nuestras costas tras un naufragio o se quedan para siempre en medio del desierto; a quienes consiguen llegar y hacen los trabajos que no quiere nadie, pero a quienes, a la vez, les negamos todos los derechos; aquellos que se esfuerzan por integrarse y casi nunca salen en los medios de comunicación.
+ info

Categorías

Entradas recientes

Suscribirse a este blog